¡ALELUYA, JESÚS NACIÓ!


Lucas 2:10-13; 16-18.

“La gloria eterna vino a este mundo, en un pesebre se hizo la luz” (Lucas 2:4-7). Jesús se encarna y se hizo hombre para salvarnos de la esclavitud.

¡Aleluya, Jesús nació!, ¡Aleluya, Dios se encarnó!

¡Aleluya, el Salvador! ¡Aleluya, Cristo el Señor! (Lucas 2:8-11).

“Gloria a Dios en las alturas, paz en la tierra, a la humanidad, cantan a coro miles de ángeles, llenos de gozo alabando a Dios (Lucas 2:13).

El evangelio de Juan 1:9-14 dice que “la luz verdadera vino a este mundo pero el mundo no le conoció… Y a los que creen en su nombre son hechos hijos de Dios”. Hoy siguen habiendo muchas personas que no conocen a Jesús, ni siquiera han escuchado su Nombre. Nosotros hemos sido bendecidos por Dios al conocer personalmente y sin intermediarios a Cristo y formamos parte de su pueblo escogido y somos herederos de vida eterna, por lo tanto DEBEMOS conocer su voluntad y obedecer la GRAN COMISIÓN dando a conocer el Evangelio que en definitiva son las “Buenas Noticias” a todo el mundo, empezando por lo que tenemos más cerca, que en ocasiones son los más difíciles y reacios en aceptar el mensaje y llegar hasta el fin del mundo.

Esta Navidad es una buena oportunidad para que desempolvemos el mensaje vivo de que Jesús nació y lo hagamos realidad. Más allá de las tradiciones sociales y religiosas no olvidemos que Cristo vino para dar Su vida y morir rescatándonos de nuestros pecados y limpiando nuestra maldad. Esta es la prueba más grande del amor de Dios hacia la humanidad (Juan 3:16).

Hoy, segundo día de Navidad recuerda: “Sin Navidad no hay Calvario, pero sin Calvario tampoco hay Navidad”.

Guillem Gavilá · Dénia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

logo